El proyecto de semipeatonalización y mejora de la Calle Calvario se iniciará el próximo octubre

3/07/2009

El proyecto de mejora y semipeatonalización de la Calle Calvario para potenciar el sector comercial en esta parte del municipio ya ha recibido el visto bueno de la institución insular que en estos días ha emitido la resolución favorable. Por tal motivo -- estima el edil delegado de Desarrollo Económico Local, Domingo Acosta -- ahora se inicia el proceso de adjudicación. Las empresas interesadas pueden presentar sus ofertas hasta el próximo día 15 de julio, y a partir de esta fecha y hasta finales de agosto se procederá a la adjudicación de la obra. Por lo que tras los necesarios trámites burocráticos, se prevé el inicio de los trabajos para principios del mes de octubre.

Calle CalvarioEl Ayuntamiento de La Orotava, a través de la citada concejalía de Desarrollo Económico Local, solicitó subvención de casi un millón de euros para este proyecto al Cabildo de Tenerife en su convocatoria para el desarrollo del Plan Director de Zonas Comerciales Abiertas entre 2009 y 2013, aunque este programa es fruto de un convenio de colaboración entre el Gobierno de Canarias y la institución insular. El Ejecutivo regional sufragará así el 50%, el Cabildo de Tenerife el 32%, y el 17% restante lo financia el Ayuntamiento con recursos propios.

El concejal delegado de Desarrollo Económico Local, Domingo Acosta, recuerda que esta actuación en la zona del Calvario se corresponde con la primera fase de un Plan Cuatrienal de peatonalización o semipeatonalización que se pretende ejecutar progresivamente en el Centro Comercial Abierto de La Orotava, que englobará otras vías como Emilio Luque Moreno y General Machado.

La actuación en la calle Calvario se ejecutará en cuatro tramos, y se estima que las obras se desarrollarán en ocho meses. El ámbito de actuación se limita directamente a la totalidad de la Calle El Calvario, desde su confluencia con la General Machado hasta la Plaza de La Paz y su confluencia con la carretera TF-211. Para mejorar el tráfico en el primer tramo de la calle Calvario se reubicará la parada de taxis en la avenida José Antonio (Avenida de Canarias).

El objetivo, ampliar los espacios para el peatón

El principal objetivo de la obra es la de ampliar y mejorar los espacios destinados al peatón, aumentando los anchos de las aceras y mejorando la accesibilidad en todo su recorrido. También se dotará a toda la vía de un moderno y adecuado mobiliario urbano, se eliminará el aparcamiento permanente dejando zonas de aparcamiento provisional o zonas de carga y descarga, y se ambientará la plaza de San Sebastián y todo el recorrido de la calle con criterios propios de otras intervenciones llevadas a cabo en La Orotava.

En los encuentros con los pasos de peatones de las calzadas, y en cumplimiento con el reglamento de accesibilidad, se colocará un pavimento de textura diferente, de manera que sea de fácil reconocimiento por personas discapacitadas. Toda la acera estará dotada de un bordillo de piedra natural, incorporando piezas especiales y bordillos rebajados en las zonas de cruce de calles y pasos peatonales. Las zonas destinadas a aparcamiento de vehículos se han resuelto con una delimitación con un bordillo de piedra natural achaflanado, de manera que la cota del aparcamiento es sensiblemente superior a la de la zona de rodadura.

Plaza San Sebastián

La Plaza de San Sebastián, frente al actual edificio de San Sebastián destinado a Centro Sociosanitario, es utilizado como área de expansión y recreo para los ancianos que allí viven. El proyecto contempla, crear en este espacio una Plaza dotada con las necesidades propias de este espacio. Debido a las rasantes de las calles de El Calvario y la Nicandro González, se hace necesaria la creación de una jardinera, con planta triangular, que permita resolver las diferencias de cotas manteniendo en el interior una superficie horizontal. Del lado de la calle El Calvario se crea una zona de aparcamiento reservado para uso del Centro de Asistencias y de las ambulancias que con frecuencia hacen servicios desde este lugar.

Domingo Acosta incide en que "los nuevos tiempos hacen necesario que se tenga que actuar en las tradicionales zonas comerciales de los pueblos con acciones orientadas a la modernización y mejora de los mismos con más seguridad e iluminación y favoreciendo el desarrollo económico y el empleo". "Por ello también es importante contar con la propia implicación de los empresarios y de las asociaciones de pequeños y medianos comerciantes, pues una actuación conjunta será más favorecedora para la revitalización del comercio local y de toda el área central urbana", subraya.

La Administración Pública ha tratado de dar respuesta a estos cambios proporcionando los medios legales y económicos que permitan una respuesta empresarial. En esta línea se apuesta por la modernización de las estructuras comerciales y por actuaciones en zonas comerciales abiertas, con el objeto de dinamizar el comercio local.

En la actualidad, la Calle Calvario, que cuenta con un importante número de comercios y actividades de servicio, dispone de una amplia calzada y estrechas aceras con un firme en no muy buen estado. La estrechez de las aceras junto a la existencia de zonas donde se frecuenta la 'doble fila' limita la calidad de la movilidad para los peatones, por lo que mejorar esta situación se considera prioritario. La confluencia de la calle José Antonio con Calvario, además de soportar un elevado flujo de tráfico, plantea una grave problemática de movilidad para el peatón, alto nivel de contaminación medioambiental y acústica, etc.

La frecuencia de coches mal aparcados, no sólo afecta al tráfico rodado sino que también quita atractivo a la zona y dificulta el paseo del peatón. Por ello, potenciar el comercio en esta parte del centro urbano, implica la toma de medidas como la semipeatonalización de la misma, mejorando la accesibilidad y movilidad y reduciendo el aparcamiento en superficie, por lo que los comercios deben colaborar incentivando el aparcamiento gratuito en la Plaza del V Centenario, con una capacidad de más de 400 plazas. Aunque también se estudia la creación de futuras áreas de aparcamiento por esta zona.