Iglesia de La Concepción

Sin definir
Descripción: 

El actual templo, inaugurado en 1788, se erige en el mismo solar que ocupara la ermita fundacional que data de finales del siglo XV. Su construcción fue llevada a cabo en tres fases, destacando entre ellas la última, de la que surgió un edificio de estilo Barroco en el que prevalece la línea curva.
Su interior presenta la clásica división en tres naves separadas entre sí por columnas de basa jónica y capitel corintio. La nave central tiene como telón de fondo un tabernáculo neoclásico de origen genovés. Destaca de todo el conjunto la imponente cúpula sobre tambor que se erige como símbolo iconográfico del templo.

 

Bienes de Interés Cultural

BOE nº 181. 29 de junio de 1948 – 2804 (Declaración)

BOC Nº 211. 26 de Octubre de 2012 – 5333 (Incoación de la Modificación)

El 16 de junio de 1948 la Iglesia de Ntra. Sra. de la Concepción fue declarada Monumento Histórico Nacional, mediante Decreto 18/06. El 10 de febrero de 2012 el Sr. Director del Cultura y Patrimonio Histórico del Excmo. Cabildo Insular de Tenerife resolvió Incoar expediente por el que se modifica la categoría del bien de interés cultural declarado mediante el citado Decreto de 18 de junio de 1948, por el que se declaró la Iglesia de la Concepción de La Orotava como Monumento Histórico – Artístico, pasando a la de Monumento, estableciendo la delimitación escrita y gráfica, la justificación de la delimitación y descripción de este bien, así como la relación los bienes muebles vinculados, de conformidad y en adaptación a la legislación vigente. 
El origen histórico de este templo se encuentra indisolublemente vinculado a la propia génesis de La Orotava como lugar de población, en los albores del siglo XVI, cuando fue erigida una modesta ermita que, a su vez sería ampliada a mediados de esa misma centuria.

A comienzos del siglo XVIII, los terremotos previos a la erupción del Volcán de Güímar generaron graves y progresivos deterioros en la edificación, hasta el punto de que en 1758 fuera declarada en ruinas. Una década más tarde y siguiendo las pautas dictadas por el maestro cantero.

Patricio García, comenzaron las obras de edificación del actual templo, enriquecidas en su diseño interior de gusto neoclásico, gracias a las aportaciones del arquitecto de la Corte, Ventura Rodríguez.

En 1788 y gracias a las aportaciones económicas de la Corona, el comercio con América Latina y los beneficios de la exportación de los vinos de la localidad, el templo pudo ser concluido bajo su actual fisonomía, revelándose como un magnífico ejemplo de arquitectura simbiótica en la que los lenguajes constructivos Barroco, Neoclásico y Mudéjar, se combinan y complementan de un modo notable, destacando entre otros aspectos, el sobresaliente diseño escultórico de su portada de cantería; la concepción clasicista de su espacio interior, los magníficos artesonados que cubren sus sacristías, reconvertidas hoy en museo de arte sacro, o su esbelta cúpula sobre tambor que constituye, sin lugar a dudas, uno de los símbolos identificativos de la Villa de La Orotava.

Pero si paradigmática resulta su interés como arquitectura no menos importante es su papel como contenedor de obras de arte. En tal sentido, el templo matriz de la Concepción reúne un espléndido muestrario de obras de arte de naturaleza plástica y suntuaria, testimonio de diferentes épocas, escuelas y artistas tanto locales como foráneos, custodiadas en magníficos retablos, materializadas en notables esculturas tanto de bulto redondo como de vestir; espléndidas pinturas, estimables labores de orfebrería y suntuosos textiles, entre otras manifestaciones objetos de interés patrimonial.